Una galeria virtual exhibe 40 grandes obras de arte destruidas, robadas, rechazadas, perdidas, ...
Written by Carmen Orus
Wednesday, 27 June 2012 10:55
PDF Print E-mail
There are no translations available.

 

Arte robado

Están agrupadas en categorías dolorosas: robadas, destruidas, rechazadas, no realizadas, atacadas, borradas, efímeras... En cualquier caso, son grandes obras de arte perdidas para siempre. Es imposible verlas y disfrutarlas físicamente. Para paliar la merma, un proyecto online las trae a Internet y explica por qué se desvanecieron.

Gallery of Lost Art (La galería del Arte Perdido) es una exposición en línea de cuarenta obras de arte del siglo XX que han desaparecido. La muestra virtual, de un año de duración, explora las circunstancias, a veces extraordinarias y a veces banales, en que las piezas se perdieron.

Una nueva obra cada semana

La web, que acaba de ser estrenada con veinte obras en línea e irá creciendo en contenidos a medida que avance el periodo de exhibición, muestra imágenes de archivos, entrevistas, ensayos y un blog. Una nueva obra será añadida cada semana durante los próximos seis meses y los promotores de la idea quieren que la web se convierta en una plataforma de interacción y participación de los usuarios.

 

La muestra en línea de arte perdido contiene piezas de artistas de primera fila, entre ellos Marcel Duchamp, Joan Miró, Willem de Kooning, Rachel Whiteread,Tracey Emin, Frida Kahlo, Diego Rivera, Francis Picabia, Georges Braque, Kazimir Malevich y Joseph Beuys.

 

Recorrido por un enorme almacén

La web está diseñada para que el visitante recorra un enorme almacén en el que se irá encontrando con las obras perdidas. A través de ellas se accede a información multimedia sobre cada trabajo, el artista que lo firma, los pormenores de la desaparición de la pieza y otros detalles.

Frida Kahlo había regalado un cuadro luego desaparecido al embajador de Rusia En el tránsito por el espacio virtual podemos encontrar la escultura Large Head (The New Man), de Otto Freundlich, destruida en torno a 1937 por los nazis, que la consideraban una pieza degenerada; el poderoso retrato que Lucien Freud hizo a Francis Bacon en 1952, robado en Berlín en 1988 y del que nunca más se han tenido noticias pese a la cuantiosa recompensa ofrecida por datos sobre su paradero; la tienda de campaña Everyone I Have Ever Slept With 1975-1995, de Tracey Emin, destruida por un incendio en 2004, o el maravilloso y alegórico The Wounded Table, un óleo sobre la muerte pintado en 1940 por Frida Kahlo, que lo regaló al embajador de Rusia en México, se expuso en Polonia en 1955 tras la muerte de la artista y desapareció desde entonces...

La fuente-urinario de Duchamp

En la muestra también aparece una obra del marido de Kahlo, el muralista Diego Rivera, cuyo Hombre en la encrucijada fue mandado a tapar o destruir —no está claro— por el magnate Rockefeller porque incluía un retrato del Lenin; la Fuente-urinario original que Marcel Duchamp expuso bajo seudónimo en 1917, también desaparecida; La Muerte, el enorme cuadro que Miró instaló en el pabellón de España en la Exposición Internacional de París de 1937, del que no se tuvieron noticias tras el desmontaje de la instalación, y el traje de pantalón y chaqueta (Felt Suit) que Joseph Beuys utilizó en su performance Action of the Dead / Isolation Unit in (1970).

La pérdida nos alcanza con su sombra y no somos conscientes Jennifer Mundy, la comisaria de la Gallery of Lost Art ha declarado: "La historia del arte tiende a detenerse en las obras que sobreviven, pero la pérdida también nos alcanza con su sombra de maneras de las que en ocasiones no somos conscientes. Los museos suelen hablarnos de las piezas que tienen en sus colecciones, pero esta muestra se centra en obras significativas que no pueden ser vistas".

"Una nueva forma de ver el arte"

Para Jane Burton, directora creativa de Tate Media, explica que el reto fue contar las historias de algunos objetos de los que apenas quedan nada más que fotos de mala calidad. "El resultado que hemos conseguido es una nueva forma de ver el arte: una web que permite la inmersión en un almacén que los visitantes pueden explorar".

La Gallery of Lost Art, otra de las múltiples iniciativas que se desarrollan en el Reino Unido como complemento de los Juegos Olímpicos, está coordinada artísticamente por la Tate y tiene la colaboración de Channel Four y el Arts and Humanities Research Council. El espectacular diseño de la web es del estudio ISO.

Last Updated on Thursday, 05 July 2012 14:07